No deje que las articulaciones dolorosas en climas fríos detengan su entrenamiento

YConoces ese momento cuando estás haciendo ejercicio al aire libre en el frío y de repente te duelen las articulaciones y tu cuerpo se siente rígido? Puede ser difícil moverse con facilidad, y mucho menos disfrutar de lo que estás haciendo. Podrías volver a entrar, pero sabes que entrenar al aire libre tiene beneficios tanto físicos como mentales, y ahora que los días finalmente se hacen más largos (y menos intensos), no querrás dejar pasar el aire fresco. Pero el clima frío está provocando dolor en las articulaciones.

¿Entonces que puedes hacer?

En primer lugar, es útil saber por qué sufrimos de dolor en las articulaciones cuando hace frío. “Las temperaturas frías generalmente ralentizan la actividad metabólica y la actividad muscular/nerviosa del cuerpo”, dice Scott A. Smith, MD, cirujano ortopédico certificado por la junta en Texas.

Siddharth Tambar, MD, reumatólogo en Chicago, agrega que “los cambios en la presión barométrica [and a] la caída de la temperatura puede provocar hinchazón en las articulaciones y los músculos, creando presión y dolor”. El clima frío hace que el flujo de sangre vaya hacia el centro de su cuerpo para mantener calientes sus órganos vitales, lo que puede causar dolor en otras partes, como sus brazos y piernas.

Cómo disminuir el dolor en las articulaciones en el frío

Estas son las buenas noticias: puede tomar medidas proactivas y reactivas para prevenir (o al menos disminuir) el dolor en las articulaciones causado por el clima frío.

1. Tómese el tiempo para calentar de adentro hacia afuera

Smith recomienda comenzar con un calentamiento prolongado. “El calentamiento típico es de cinco minutos, pero si necesita más tiempo, prolongue”, dice.

Incluya algunos estiramientos para aflojar los músculos y hágalo en el interior si puede, dice Tambar. Concéntrese en estiramientos dinámicos que al mismo tiempo lo calientan y hacen que la sangre fluya hacia los brazos y las piernas.

Pruebe esta serie rápida para calentarse y relajarse antes de salir:

2. Usa capas protectoras

Antes de salir por la puerta, Smith sugiere ponerse capas de ropa protectora que se pueda quitar a medida que avanza en su entrenamiento y comienza a generar su propio calor. Si hace mucho viento, ponte un cortavientos que puedas atar alrededor de la cintura una vez que empieces a sudar.

3. No te saltes el tiempo de reutilización

Una vez que hayas terminado, haz un ejercicio de enfriamiento (léase: no pases directamente de correr a sentarte en el auto) para que tu cuerpo recupere progresivamente su temperatura normal. “Enfríe el tiempo suficiente para rehidratarse y hacer que el pulso/respiración y la temperatura corporal vuelvan a la normalidad”, dice Smith. Sugiere reservar aproximadamente 20 minutos para esto. Eso puede parecer mucho tiempo, pero no solo ayudará a que sus articulaciones se sientan menos fatigadas, dice, sino que también ayudará a prevenir lesiones para que pueda salir de nuevo mañana sin dolor.

4. Experimenta con calor y hielo

Después de su entrenamiento, un baño tibio, ropa abrigada, una almohadilla térmica o bolsas de hielo también pueden ayudar con el dolor en las articulaciones, según la Clínica Cleveland. Puede funcionar frío o calor mejor para ti, pero ambos pueden hacer el truco (¡uno a la vez, por supuesto!).

5. Ir de bajo impacto

Si realmente quieres ayudar a tus articulaciones, cambia a ejercicios que sean más fáciles para ellas. La Clínica Mayo enumera ejercicios de bajo impacto como caminar, andar en bicicleta, formas suaves de yoga e incluso “tareas” como cortar el césped, rastrillar las hojas o sacar a pasear al perro. Recuerde: su rutina de ejercicios no tiene que ser intensa para ser útil.

Saca tu colchoneta para esta sesión de cardio de bajo impacto:

6. Pregunta a los expertos

Si todavía te sientes demasiado rígido para moverte, ve al médico para asegurarte de que no sea algo más serio. No se supone que el ejercicio, incluso cuando hace frío, sea doloroso.

¡Oh hola! Parece alguien a quien le encantan los entrenamientos gratuitos, los descuentos para marcas de bienestar de vanguardia y el contenido exclusivo de Well+Good. Regístrese en Well+nuestra comunidad en línea de expertos en bienestar, y desbloquee sus recompensas al instante.

Leave a Reply

Your email address will not be published.